divendres, 10 d’octubre de 2008

¿Dónde está la confianza?

Tenemos a las personas más importantes del planeta buscando la confianza, pero ésta ha desaparecido. No sabemos si está escondida en la caja fuerte donde, ellos mismos, guardarn el dinero llamado B.
Quizás la clave no es intentar dar confianza, sino no perderla. Hace demasiado tiempo que los políticos se han dedicado a mentirnos de una manera descarada, mientras el sistema financiero nos ahogaba cada vez más.
Puede el sistema financiero confiar en sí mismo, cuando ellos mismos saben que no son nada de fiar? Podemos creer nosotros en aquellos que nos han engañado o han ahogado nuestra economía doméstica cuando ellos sólo hacían que presentar cuentas de resultados cada vez más espectaculares?
La confianza no es un billete que se puede sacar del bolsillo. Sino es como una planta delicada que debe cuidarse cada día, porque si un día te descuidas, la pierdes para siempre. Quizás hubiese dado confianza el hecho de que los gobiernos salieran a la ayuda de las familias cuando los precios de las viviendas los estaban ahogando.
Afirmar, como se ha afirmado, hace poco tiempo que nuestra economía estaba en "La Champions League" y que no había ningún tipo de crisis, cuando empezaban a aparecer las primeras grietas del edificio financiero, tampoco hay ayudado.
Pero señores banqueros, no se preocupen, ustedes sí pueden tener confianza. La confianza de los que puede cambiar las reglas de juego cuando les conviene y convertir el capitalismo en socialismo para que le saque las castañas de fuego, para luego, volver al capitalismo salvaje y continuar con la transferencia de riqueza de los que cada vez son más pobres a favor ,de los de siempre, los que cada día son más ricos.
Al resto, os recomiendo que estéis preocupados y no les dais vuestra confianza, porque nos han vendido para salvarse a ellos.